Ministerios de Varones Guías Organizativas: El Director Técnico de los Edificadores de Vida

Introducción

Todos necesitamos un técnico, ya sea para construir una casa, mejorar las jugadas de golf o dirigir un grupo pequeño. La pregunta es, ¿cómo es el entrenamiento? ¿Cómo inspiramos, pastoreamos y desarrollamos líderes de grupos y equipos para que crezcan en sabiduría, madurez y destrezas? He aquí las razones por las que todo Ministerio de Varones Edificadores de Vida necesita un técnico:

Los hombres necesitan relacionarse. Siempre decimos que la gente necesita una relación personal con Jesucristo. Pero a muchos hombres les cuesta entenderlo porque tienen muy pocas relaciones humanas. La iglesia debe ser un lugar en donde los hombres encuentren las relaciones personales que necesitan, tanto con Dios como con otros cristianos que les lleven a un nuevo nivel en Cristo.

Los hombres necesitan un modelo. Querámoslo o no, siempre estamos modelando. Los líderes deben seguir el estilo de vida de Jesús porque así crecerán y a la vez se convertirán en modelos dignos de imitar. Cuando seguimos a Jesús inspiramos a otros. Esta es una de las principales tareas del técnico de los Edificadores de Vida.

Los hombres necesitan un reto. Muchos hombres tienen una vida aburrida porque carecen de desafíos. A la mayoría eso los frustra, aunque les cueste admitirlo. La iglesia debe desafiar a los hombres a encontrar la grandeza que Dios puso en su interior.

¿Qué significa entrenar?  

Entrenar es ayudar a la gente para que tomen el siguiente paso en su peregrinaje. Gary Collins  explica en su libro, “Entrenamiento Cristiano”, que la palabra entrenamiento originalmente significaba, “llevar a la gente de donde se encuentran a donde quieren llegar”. Un plan de adiestramiento permite que el creyente sea guiado en su crecimiento, servicio y conexión con Jesús. Los directores técnicos llevan los hombres de la iglesia al próximo paso de su crecimiento espiritual.

Ejemplo Bíblico

Bernabé fue uno de los mejores directores técnicos de la Biblia. Su nombre aparece unas 29 veces en el Nuevo Testamento, casi todas en el Libro de los Hechos. En Hechos 4:36 es llamado “el hijo de consolación”. Aquí la palabra traducida por “consolación” significa “exhortación”. El ministerio de Bernabé nos ayuda a entender la función del director técnico. He aquí algunos de sus atributos:

  • Era un gran animador. Bernabé sabía escuchar y dar la palabra indicada a otros. En Hechos 9:27 leemos que Bernabé “tomó” a Pablo y le “trajo” delante de los otros apóstoles.
  • Veía el potencial de otros. Hechos 12:25 dice que cumplió su ministerio y que llevó a otros (Juan Marcos) consigo.
  • Era una persona ingeniosa. Frecuentemente conectaba a la gente con los recursos necesarios para promover el reino. Hechos 13:1 dice que era un profeta y maestro.

En resumen, Bernabé reúne las cuatro características de un técnico eficaz: anima, apoya, afirma y llama a cuentas. Bernabé no era de los líderes que están “al frente”. Él se contentaba con adiestrar y tutorar a los líderes más jóvenes y emergentes.  

Concepto

Este plan consta de edificar a hombres piadosos para el liderato y ministerio. El objetivo del director técnico de los Edificadores de Vida es desarrollar un ministerio para hacer discípulos por medio de los hombres de la iglesia. Él comparte su sabiduría y experiencias con los hombres de la iglesia, les dirige a los mejores materiales de enseñanza y adiestramiento y les ayuda a ser más eficaces.

El Programa

El director técnico es un hombre de la Iglesia de Dios que establece relaciones íntimas, desafía y asiste a los hombres para que alcancen ese nuevo nivel en su caminar con Jesucristo en su vida espiritual y en la práctica diaria.

Es recomendable que cada iglesia que tenga un ministerio de los Edificadores de Vida nombre un técnico.  Éste a su vez trabajará individualmente con los hombres o en grupos pequeños. [Nota especial: NO cometa el error de juntarlos. Póngalos en grupos de tres o cinco hombres y comience con uno o dos grupos a la vez]. La meta es llevarles de la etapa de “bebés espirituales” hasta que sean líderes u obreros dentro de la congregación y comiencen a ganar a otros hombres.

El técnico trabajará con los hombres individualmente en las siguientes áreas:

  • Conocimiento bíblico
  • Disciplinas espirituales
  • Edificar carácter
  • Destrezas ministeriales y evangelísticas
  • Manejo de la vida

Requisitos

Su pastor/pastora es quien debe nombrar al director técnico. Éste debe reunir los siguientes requisitos:

  • Ser un hombre íntegro, salvo, santificado, bautizado con el Espíritu Santo, miembro en plena comunión  de su iglesia y que esté involucrado en su ministerio.
  • Lea los siguientes libros (disponibles en inglés a través de Ministerios Laicos) que han sido seleccionados para llevar los hombres a los objetivos básicos del programa de mentores:

o   “Christian Coaching: Helping Others Turn Potencial into Reality”, escrito por Gary R. Collins.

o   “As Iron Sharpens Iron: Building Character in a Mentoring Relationship”, escritor por Howard Hendricks y William Hendricks.

  • Asistir al seminario, “Edificando un ministerio de hombres sostenible”, en los Ministerios el Hombre frente al Espejo
  • Estar capacitado para enseñar los siguientes cursos (disponible a través de los Ministerios Laicos):
    • Fundamentos de los Edificadores de Vida, curso de discipulado para individuos o grupos pequeños.
    • El Llamado del Reino, el próximo curso de discipulado (curso de video).

Se espera que el director técnico facilite actividades de Hombres Mateo 25, aunque puede adiestrarse en esta área después de su nombramiento.

Los Ministerios Laicos certificarán y evaluarán todos los requisitos, con la excepción del primero.

Actividades

El director técnico estará a cargo de las siguientes actividades:

  • Ser un miembro honorario del Equipo de Líderes del Ministerio de Varones Edificadores de Vida de su iglesia.
  • Organizar a los hombres en grupos pequeños. Les recomendamos que el modelo para discipulado semanal gire en torno a los grupos pequeños. Divida a sus hombres en grupos pequeños y no trate de enseñarles a todos juntos. Ellos decidirán la hora y lugar de la reunión. Los grupos pequeños permiten que los hombres estén más abiertos, hablen más y den cuentas.
  • Enseñar o facilitar el curso de discipulado de Fundamentos de los Edificadores de Vida. Visite nuestra página de Internet para ordenar estos materiales (www.lifebuilders.to).
  • Organizar o facilitar las actividades de Hombres Mateo 25 junto al equipo de líderes de los Edificadores de Vida. Esto conlleva la planificación de los viajes y  coordinación con el director del Centro de Hombres Mateo 25, además de preparar el presupuesto.
  • Ser elegible para la posición de director técnico del distrito o la región en los lugares en donde se presente dicha oportunidad.
Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.